7/12/15

Estampas

Me recordaron la estampa del documental The Practice of the Wild, pero ni eran dos viejos poetas ni hablaban en las faldas de Sierra Nevada. Tenían ese acento cantarín que arrecia cuanto más te acercas al estereotipo santanderino, y daban vueltas a un asunto que para mí no tenía demasiada importancia. Pero ellos se detenían -y hasta se rebozaban- en cada coma.

Luego, fuera del papel y la cámara, él me pareció interesante. Aparentaba 75 años pero tenía 90, unas zapatillas deportivas y un paso firme que me llevó -una vez más- a caer en las virtudes de una vida mínimamente asilvestrada. Y aunque apenas me habló de nada que me incumbiera -hablaba de propiedades, posesiones y cosas así- su nueve décadas y una piel enfrentada al viento de la costa, ya me decían bastante.

2 comentarios:

Ferragus dijo...

Quiero ver esos paisajes; sentir el invierno de la Cantabria. Sé que nunca será, pero las ganas están tan vivas como siempre. Buena foto.

Diego C. dijo...

Ferragus, pues por aquí estaremos.

Esto no tiene pérdida.